Comisiones en los Fondos de Inversión

Una de las cosas a tener en cuenta antes de decidirse por los fondos de inversión, es saber que existen comisiones y que no podemos escapar de ellas. Hay que saber identificar donde están y cómo nos afectan.

Comisiones

Los fondos de inversión y los planes de pensiones no se libran de las comisiones que tanto odiamos 🙁 . Y por si fuera poco existen varias comisiones, ¡podemos llegar a estar pagando hasta 4 comisiones diferentes por contratar un fondo!

Cuando nos ofrecen un fondo se suelen saltar la parte de las comisiones, esto no es casualidad; nuestro deber es saber qué tipos de comisiones existen y saber lo que vamos a pagar.


Todos los fondo de inversión tienen comisiones, podemos elegir el que tenga menos.


Comisión de Gestión y Comisión de Depósito

Estas son las comisiones que están implícitas en el momento inicial cuando invertimos nuestros ahorros. Son comisiones que se cargan directamente al fondo de inversión del que has comprado las participaciones.


Estas comisiones estarán reflejadas en el precio de la partición del fondo


Aunque no las estamos pagando directamente, indirectamente están disminuyendo el valor de tus participaciones. 🙁

La comisión de Gestión surge por el hecho de tener un equipo de gestores que deciden donde se invierte el dinero del fondo. La comisión de Depósito surge por el hecho de tener a una entidad depositaria que se encarga de vigilar y controlar que todo funcione correctamente.

Todos los fondos tienen estas dos comisiones, y aunque hay leyes que marcan un límite, existe muchísima diferencia entre las comisiones de un fondo y otro.

Comisión de Suscripción y Comisión de Reembolso

Son comisiones por el hecho de contratar el fondo (comisión de suscripción) y por vender las participaciones del fondo (comisión de reembolso); estas comisiones se pagan directamente, como un cargo extra.


No todos los fondos tienen estas dos comisiones, existen muchos fondos que no las tienen.


Tendremos que estar atentos y ver qué comisiones nos quieren hacer pagar en el fondo que nos ofrecen.

Una práctica bastante habitual en la comisión de reembolso es liberar al ahorrador de esta carga si mantiene la inversión en el fondo durante un plazo determinado (4, 5, 6 meses).

Rentabilidad y Comisión

Ambos tipos de comisiones evidentemente van a reducir la rentabilidad de nuestra inversión en el fondo.


Todo el beneficio puede desaparecer por el hecho de estar pagando las comisiones


Todo es una cuestión de compensar, si un fondo tiene mayores comisiones entonces le debemos exigir mejores resultados. 

Ventaja Fiscal

Aquí os traemos una buena noticia, es cierto que hay ciertas comisiones que no podemos evitar en los fondos de inversión pero estas comisiones juegan a nuestro favor a la hora de pagar impuestos.


Podemos deducirnos de los beneficios obtenidos, la cantidad pagada en comisiones.


Cuando tengamos que pagar impuestos por el beneficio que hemos conseguido de un fondo de inversión, podremos disminuir el beneficio por la cantidad pagada en comisiones, de tal manera que los impuestos a pagar serán menores. 🙂

Enviando...
¡Valora el artículo!
4.75 (4 Votos)

Lecciones relacionadas

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enviando...
¡Valora el artículo!
4.75 (4 Votos)